ALLÍ EN ESA PELADURA, EN EL YESO APARENTE GRABÉ CON UN ALFILER UNA CARA DEL TAMAÑO DE UNA MONEDA / FRANCISCO CABRERA

No permitido copiar